miércoles, 7 de enero de 2015

Henri Texier Hope Quartet - Club Musique L´Improviste, París 2012



Es probable que a cada música le corresponda un espacio concreto para su escucha. No es lo mismo un auditorio que una sala de cámara, como no es lo mismo un pabellón que un pequeño club. Los primeros procuran dar cabida a la mayor cantidad posible de espectadores y en esa vocación cuantitativa lleva las de perder la que debería ser irrenunciable calidad de la acústica. Habrá santuarios capaces de conciliar ambas pero, por regla general, a mayor dimensión más pequeña se hace la música. También es cierto que la estrechez de un club no garantiza necesariamente nada.

Sirva este preludio para hablarles de una de las mayores bondades de este disco: su maravilloso sonido. Denis Gambiez, ingeniero de sonido del club parisino L´Improviste (no confundir con el programa radiofónico A L´Improviste, de France Musique, especializado en directos de música improvisada), registró con seis micrófonos la música del cuarteto. Después vienen las mezclas pero, con medios mínimos de base, logra capturar, en la medida en que esto es posible, la acústica del local. Me recuerda el sonido de algunas viejas grabaciones de club con la fidelidad que permiten los actuales equipos de registro. Lejos de los primeros planos de las tomas de estudio, en ocasiones carentes de profundidad, este At parece haber encapsulado en CD el espacio y el tiempo en el que tuvo lugar la actuación.

Aunque el veterano Henri Texier lidera nominalmente el Hope Quartet, es su hijo Sébastien quien lo convoca a partir de la que fue su condición de artista residente  durante unos días en este club. De su elección surge un cuarteto inédito fundamentado por tres viejos conocidos, los dos Texier y el saxofonista barítono François Corneloup (miembro del Strada Sextet o, en los noventa, del Sonjal Septet de Henri), y un recién llegado al universo Texier, el baterista Louis Moutin (otro que comparte el jazz en familia, en este caso junto a su hermano François en el Moutin Reunion Quartet). He ahí el aparente mayor riesgo de la velada, un encuentro inédito abierto a la inspiración del momento. La falta de ensayo previo no es óbice para que Moutin se adapte con naturalidad a la libertad de la que hace gala la música de los Texier, siempre equilibrada entre el preciosismo melódico y blues que impulsa muchos de los temas y la libertad expresiva y de estructuras, aquí abiertas a su propia extinción según la voluntad del momento. Como si de una conversación no prevista surgiera el guión de una obra teatral. He ahí una de las mejores esencias del jazz, cuando los conversadores logran hilar con fluidez un diálogo que encuentra giros expresivos comunes sin perder el punto de vista del individuo. Y en eso consiste este inspirado encuentro en el que las partituras de padre e hijo, Henri y Sébastien, proporcionan el código compartido de un vuelo que tiene momentos preciosos a partir de expresiones donde la belleza formal apenas se anticipa. Sólo con escuchar Le fin du voyage, cómo los vientos y la batería asoman poco a poco con una figura rítmica repetida bajo el solo libre de Henri Texier para sugerir un nuevo discurso, la compra merece la pena. La misma que siempre ha merecido la música del contrabajista, lo suficientemente abierta para ser libre, lo suficientemente personal como para que sobre ella impere un manto de bella serenidad incluso en sus momentos más agitados. Así en el excitado free de Sacrifice como en la evocación africana de S.O.S. MIR.

Sébastien Texier (sa, cl-a)
François Corneloup (sb)
Henri Texier (b)
Louis Moutin (bat)

1. Ô Elvin
2. Blues D'Eau
3. La fin du voyage
4. Desaparecido
5. Song for Paul Motian
6. Sacrifice
7. Roots
8. S.O.S. Mir

"Hearing is Everything" Peter Watkins


Domi

Justin Kauflin - Dedication (2014)


Label: Quest Records
Gab's Rating: ☆ ☆ ☆ ☆ ☆    


"Elusive" begins the proceedings in fine style -- soaring unison lines between Kauflin and rising star guitarist Matt Stevens' graceful, Latin-tinged flights.  Kauflin builds his solo with careful logic, letting the notes fly sparingly, but with persuasive forward motion, each landing in the right spots for maximum effect.  The brisk swinger "Up and Up" finds Kauflin flashing the imaginative elan of his bebop forebears while maintaining a bittersweet lyrical quality.  The lovely, almost sanctified "Mother's Song" brings together the inspirations of European classical music and American gospel while the beautifully ruminative closer "Thank You Lord" accentuates the gospel quotient, lent extra savor by the delicate, harp-like nylon-sting acoustic guitar of Etan Haziza.  
While Kauflin has incredible technique, there is penty of focus on the tunes themselves--no unessential notes heard.  He is sparing in his touch -- a quality rarely found among young pianists and likely linked to his apprenticeship with Terry.
Kauflin declares, "It was a conscious decision not to make Dedication a blowing session," jazz musician terminology for an album with endless freewheeling solos.  The album is "All originals and seven out of the 12 are dedications."
"The Professor" is for his late professor and teacher, Mulgrew Miller; "Elusive" is for Virginia pianist and teacher John Toomey, another early mentor; "B Dub" for high school friend and drummer, Billy Williams, "Lasting Impression," for Jae Sinnett, a Virginia drummer and teacher, "Mother's Song," for his mom and "mother figures" including jazz piano teacher Liz Barnes, and "For Clark" is of course for Clark Terry.  The middle three compositions, "Epiphany/Tempest/No Matter" are a suite about his Faith (Kauflin is a practicing Catholic).  - Matt Merewitz, Fully Altered Media -


1  Elusive 6:14    
2  B Dub 6:40    
3  The Professor 4:44
5  Epiphany 5:28
6  Tempest 5:11
7  No Matter 5:19
8  Where Are You  4:32
9  Up and Up 3:29
10 Lasting Impression 5:15
11 Mother's Song 4:49
12 Thank You Lord 4:22
with Clark Terry

Justin Kauflin - piano
Christopher Smith, bass
Matt Stevens - guitar
Etan Haziza - guitar
Billy Williams - drums


"The most important thing I look for in a musician,
 is whether he knows how to listen."
  - Duke Ellington - 


 
A Big Hug To Domi
Peace 
GAB